domingo, 13 de octubre de 2019

SITGES 2019 - 12 DE OCTUBRE

12 de octubre. Nuestro último día en el Festival Internacional de Cinema Fantàstic de Catalunya, y lo encaramos con muchas ganas y tristeza a la vez. En el día de ayer asistimos a la proyección en el Prado de La Posesión, película de 1981, dirigida por Andrzej Zulawski, con Sam Neill e Isabelle Adjani como protagonistas. Después de la proyección hubo un Q&A con Sam Neill.

Acto seguido entrevistamos a nuestros amigos de Queer Kong, galardón quiere premiar las películas y profesionales con aportaciones a la diversidad y presencia de la comunidad LGTB+ participantes en el Festival. El jurado está formado por profesionales del ámbito de la comunicación, la industria audiovisual, el periodismo y un representante de la ONG Stop Sida, organizador del premio en colaboración con el Festival. La entrevista os la ofreceremos mañana.

Para finalizar, acudimos al Photocall y rueda de prensa de El Camino: A Breaking Bad movie, película que también vimos y con la que concluimos nuestra asistencia de este año al Festival de Sitges.

Reseña de La Posesión

Sinopsis: La crisis de pareja entre Anna y Mark conduce a una espiral de paranoia y aberración. Obra maestra del horror más radical, tan impactante en lo físico como en lo psicológico. La posesión dio a Isabelle Adjani y a Sam Neill la oportunidad de brindarnos sus interpretaciones más desgarradas.

La película es impactante al 200%. Bajo la premisa de una relación de pareja que se hace añicos, el personaje interpretado por Sam Neill se obsesiona, primero, con la búsqueda del porqué y, segundo, con el amante de su esposa. Por su parte, el personaje de Isabelle Adjani busca consuelo personal en sus ansías de libertad y de romper con todo lo que representa su pasado, martirizándola el hecho de que su marido no respete esa decisión.

Actuaciones brillantes, sobre todo la de Isabele Adjani, llevada al límite tanto en lo físico como en lo psicológico. Una interpretación que quizás algunos no entenderán, pero que no deja de ser una muestra de los demonios personales, de la tensión que se vive ante una situación como la que debe afrontar la pareja y del hecho de que cada persona es un mundo, y, en ese sentido, un mismo problema se vive desde perspectivas muy diferentes.

La película no deja de ser una rara avis que, en líneas generales, disfruté bastantes. El tono de la película, los diálogos, los personajes tan extravagantes (me recordaron un tono Kubrickiano - perdón por la palabra -), algún elemento a lo John Carpenter (ahí lo dejo...) y sus interpretaciones, una genialidad de ambos intérpretes, destacando, como he dicho, a Isabelle Adjani. No puedo imaginarme la intensidad del rodaje ni la carga emocional que supuso el mismo para sus jóvenes protagonistas.

Un acierto del Festival la proyección de esta película.

Puntuación Latidos por el cine: 7,5 sobre 10.

Rueda de prensa El Camino: A Breaking Bad movie

El actor y productor estadounidense Aaron Paul, conocido por su personaje de Jesse Pinkman en la serie Breaking Bad, de Vince Gilligan, ha comentado que: "Creo que es el fin para Jesse Pinkman".

La película reivindica el universo de la exitosa serie y sigue las andanzas de Jesse Pinkman justo después de caer el telón de la serie, y sobre ésta el actor ha explicado que su propósito es dar al público un "buen cierre. Quiero creer que es el final de esta historia, pero también lo dije hace seis años. Hemos entrado en un nuevo capítulo nuevo que muestra el infierno y la tortura que atraviesa este personaje. Ha sido una piel pesada que me he tenido que volver a poner", ha relatado el actor, y ha dicho que Gilligan no le tuvo que convencer para embarcarse en este proyecto porque a él le seguiría hasta el fondo del abismo.

Sobre el secretismo del proyecto, que se rodó sin que trascendiera, ha dicho que para él fue fácil no decir nada: "Amo los secretos, las sorpresas y mentir a la gente pero de manera inocente", ha bromeado. Sobre el trabajo con el actor Bryan Cranston, ha dicho: "Fue mi mentor, le amo a muerte. Trabajando, es la persona más inmadura que he conocido en mi vida, pero también la más profesional. Se toma su profesión muy en serio y defiende que está bien pasarlo bien en el trabajo", ha dicho sobre Cranston, al que ha agradecido su crecimiento como actor y sus enseñanzas a lo largo de la serie, en lo que para Paul ha sido como un taller de interpretación continuo, y ha agregado que con él han creado la marca de mezcal, Dos Hombres, que saldrá pronto en España.

Sobre su futuro, en el que está la tercera temporada de Westworld y el estreno de Truth Be Told en Apple TV+, ha dicho que espera recibir papeles que le hagan cruzar sus límites y le inspiren, y que espera tener un bebé que juegue con su otro bebé: "Quiero seguir enamorando a mi mujer cada día y viajar por el mundo".

Respecto a Breaking Bad, ha recordado las dos primeras temporadas no llegaban al millón de espectadores, su vida cambió por completo cuando la serie se subió a Netflix: "Mi privacidad se esfumó. Fue toda una experiencia para mí".

"Quizás me veis un poco distraído", ha dicho Paul para explicar que se ha enterado de la muerte del actor Robert Forster, con el que ha rodado esta película, cuando ha llegado la mañana de este sábado al hotel tras pasar la noche volando. "Hablé con Robert la pasada noche, y pudimos tener una última conversación. Estoy muy agradecido y le quiero mucho. Le echaré de menos", ha agregado el actor, que ha dicho sentirse bendecido de haberle conocido.

Reseña de El Camino: A Breaking Bad movie

Sinopsis: Tiempo después de los eventos sucedidos tras el último episodio de la serie Breaking Bad, el fugitivo Jesse Pinkman (Aaron Paul) huye de sus perseguidores, de la ley y de su pasado.

Esta es la premisa que desarrolla la película, una película bastante lenta y que no deja de ser un homenaje al personaje de Jesse Pinkman y a la mayoría de los personajes de la serie que interactuaron con él en la ficción, un regalo para los fans y nostálgicos de la serie.

La película, como tal, esperaba que tuviera muchísima más acción de la que tiene (que, de por sí, es raquítica). No me preguntéis porqué, pero me imaginaba que Vince Gilligan iba a utilizar el personaje desde un punto de vista diferente. En eso, el título no os engañará, es una historia de Breaking Bad, más larga que cualquier capítulo, pero contada en película.

En este sentido, el estilo de la serie está 100 % en la película, y las apariciones de diferentes personajes de la primera es lo que hará saltar de emoción a más de uno y una de sus asientos.

Sinceramente, una historia de la que esperaba un poquito más.

Puntuación Latidos por el cine: 6 sobre 10.

¡SITGES, HASTA EL AÑO QUE VIENE!

1 comentario:

  1. Sobre el camino de Breaking bad, ya había leído una crítica en la Vanguardia mucho más dura que la tuya.
    Gracias Carlos.

    ResponderEliminar

TE QUIERO, IMBÉCIL

El 24 de enero llegará a los cines la comedia romántica Te Quiero, Imbécil , protagonizada por Q uim Gutiérrez , Natalia Tena , Alfonso Bas...