martes, 23 de junio de 2020

ENTREVISTA A ABEL FOLK - DIRECTOR DE "EL CRÈDIT" / "EL CRÉDITO"

Este miércoles 24 de junio, a las 22.05 horas, TV3 estrenará la película El crèdit, una coproducción de Focus Audiovisual, TV3 y RTVE, con la colaboración del Ayuntamiento de Alella, dirigida por Abel Folk y Joan Riedweg.

El crèdit es la adaptación audiovisual del éxito teatral de Jordi Galceran exhibido en Barcelona durante dos temporadas en La Villarroel y en Madrid durante tres temporadas seguidas, con gran acogida por parte del público y de la crítica. La producción conserva el ritmo, la contundencia, la estructura dramática y la eficacia cómica de la función teatral y añade recursos específicos del lenguaje audiovisual, que permiten al espectador profundizar en la narrativa de la función teatral.

Sinopsis: En esta comedia, un hombre que se ve en la necesidad de pedir un préstamo a un banco, ve  complicarse la operación da cuando el director de la sucursal se lo niega porque no ve ningún tipo garantías por su parte. En ese momento el hombre amenaza el bancario con seducir y irse a la cama con su mujer, si éste no accede a aprobar la operación.

El reparto de El crèdit está encabezado por Jordi Bosch, que es el protagonista (en la versión en castellano el personaje es interpretado por Carlos Hipólito), junto con Pere PonceÀngels GonyalonsAgnès BusquetsAbel FolkAlberto Salazar y Carla Schilt completarán el reparto del telefilme.

Hemos tenido la oportunidad de entrevistar a uno de sus directores, Abel Folk. Aquí os dejamos lo que ha dado de sí la entrevista.


Carlos.- ¿Cómo surge la posibilidad de hacer esta adaptación de la obra teatral de Jordi Galceran?

ABEL FOLK- La película está producida por FOCUS, que tiene una división audiovisual, y una de sus líneas de trabajo es intentar hacer versiones para TV movies de obras producidas por ellos o por otros,siempre pensando en la estupenda fuente de base literaria para guiones cinematográficos que representa el teatro. Estamos en un lugar del mundo donde, afortunadamente, tenemos un teatro de muchísima calidad, y de bastante éxito, por lo que es un lugar donde se puede ir a pescar textos e historias muy interesantes. Yo con FOCUS había hecho años atrás la película "Desclassificats", que también era una versión de una obra de teatro que, además, yo había hecho como actor en el teatro, y que a raíz precisamente de su éxito en el teatro se convirtió en una TV movie. Como vemos, forma parte de una estrategia de empresa en la que yo me siento muy confortable, al unirse dos de mis universos, el cine y el teatro. La verdad es que poder trabajar con este material, poder coger una buena obra de teatro y abrir su universo de espacio y narración temporal a través del cine, es un ejercicio muy divertido, interesante y adictivo, ¡me gusta mucho! 

Carlos.- ¿Cuál ha sido el mayor miedo o reto a la hora de hacer la adaptación?

ABEL FOLK- Cuando adapto una obra de teatro, que ha sido un éxito contrastado, mi primer miedo es no estropear la obra. El objetivo principal de una adaptación es no estropear nada de lo bueno que tiene el material original, debe tenerse muy claro qué es lo que no puede perderse de vista a la hora de hacer esta adaptación, teniendo en cuenta además que lo que vas a hacer es cine, y no teatro, y eso requiere una intervención profunda en el texto. 

Carlos.- ¿Cómo ha sido trabajar con Jordi Bosch y Pere Ponce (sin duda, los pilares de la película, con un duelo interpretativo apoteósico)?

ABEL FOLK- Bueno, nosotros hemos hecho dos versiones de esta película, que están producidas también por TV3 y TVE, y en la versión en castellano el personaje al que interpreta Jordi Bosch lo hace Carlos Hipólito, que hace igualmente un papel bestial. Ha sido muy interesante el trabajo, porque al mismo tiempo rodábamos las dos versiones, es decir, montábamos un plano en una versión y cuando el plano lo dábamos por bueno, cambiábamos de actor y hacíamos la otra versión en ese momento, un trabajo un poco esquizofrénico, pero muy interesante. Jordi Bosch y Carlos Hipólito son dos grandes actores, de los mejores del país, seguramente, pero son muy diferentes, y de ahí han salido dos películas diferentes, porque cada uno, con su forma de actuar, condiciona la película. Yo no me atrevería a decir cual de las dos versiones me gusta más, pero lo que sí te digo es que son dos géneros de comedia completamente diferentes. Es muy curioso como un cambio de actor y de idioma, crea una película con un tono diferente. Y qué voy a decirte de Pere Ponce, es que todos son muy buenos, y cuando tienes a actores tan buenos es un trabajo fácil y muy apasionante, porque cualquier cosa que imaginas ellos lo hacen, porque a parte de buenos actores son actores muy generosos. Fue muy gratificante también a nivel de equipo técnico, porque se dio eso que pasa algunas veces en las que se da una comunión de intereses y de objetivos por todo el mundo que hicieron que fueran unas semanas de rodaje muy confortantes.

Carlos.- La historia te hace pensar hasta dónde podemos llegar sugestionados por el poder de nuestra psique. ¿Se trabajó de alguna manera más profundamente este aspecto?

ABEL FOLK- El género del teatro te da unos instrumentos para trabajar de manera diferentes a lo que lo hace el cine. En el teatro debes explicar lo que piensas, mientras que en el cine con pensar hay suficiente, porque la cámara tiene la capacidad de entrar en la cabeza de los personajes. Creo que como diferencia básica entre la versión teatral y la cinematográfica, a parte de la amplitud de su universo en versión cine, es que la película nos da la opción de entrar en la cabeza del protagonista, pese a que él no lo explique directamente, pese a que a veces el protagonista no nos lo quiera confesar. Hay una narración más profunda a la hora de explicar las sensaciones y sentimientos del personaje.

Carlos.- ¿Cómo crees que afectará esta crisis del COVD-19 a la producción cinematográfica y qué ayudas crees que serían necesarias?

ABEL FOLK- Nos está afectando definitivamente, de momento ya hemos perdido cuatro meses, todo lo qus se estaba haciendo está parado, y ahora lo que se está retomando se está retomando en unas condiciones muy precarias y complicadas. Luego hay otro problema, y es que nosotros vivimos de meter a personas en espacios cerrados para ver una obra de teatro o una película, y esto tardaremos en volverlo a ver con normalidad. Estamos todos muy preocupados. Evidentemente la salud es lo primero y pasa por delante de todo. Pero también es verdad que sería deseable tener pronto un protocolo de asistencia de público a las salas, que convierta el espacio en una experiencia normal, que no genere miedos a la gente el acudir a una sala, y también hemos de garantizar que la experiencia será una experiencia gustosa para el espectador. Haber si todos somos capaces de portarnos bien para evitar un rebrote, no solo por nuestro sector, sino por todos, si hay rebrote todo se irá a la mierda de nuevo. Para volver a tener una vida satisfactoria es muy importante que todos mantengamos las medidas de seguridad.

2 comentarios:

  1. Muy buena entrevista CARLOS. Siempre resulta interesante la visión comparativa de los dos ámbitos como el Teatro y la televisión. Y si esta visión te la aportan profesionales que aman dichos espacios, resulta mucho más enriquecedora.
    Lo dicho. Gracias.

    ResponderEliminar

MONTANDO EN CORTO, NUEVA ENTREGA DE "PUNTO DE ENCUENTRO"

¿Es el cortometraje un formato en sí mismo, o una lanzadera hacia el largometraje? ¿Qué peculiaridades tiene el montaje de cortometrajes fre...