jueves, 22 de abril de 2021

BCN FILM FEST - EL OLVIDO QUE SEREMOS

Introducción y sinopsis

El próximo 7 de mayo llega a los cines la nueva película dirigida por Fernando Trueba y protagonizada por Javier Cámara, Juan Pablo Urrego, Nicolás Reyes Cano y Patricia Tamayo. Estamos hablando de El Olvido que seremos, b
asada en la novela homónima.

David Trueba firma el guion de la adaptación de este relato, visto desde los ojos de su hijo Héctor Abad Faciolince, uno de los escritores más destacados de la Colombia contemporánea, quien escribió El olvido que seremos en homenaje a su padre asesinado en Medellín por los paramilitares en agosto de 1987. El libro se convirtió en un best-seller que ha vendido más de 300.000 copias en todo el mundo y que ha sido traducido a más de doce lenguas y vendido a más de 20 países. 

El olvido que seremos fue incluida en la sección oficial del Festival de Cine de Cannes, el Festival de Cine de San Sebastián la eligió como su película de clausura. La película ganó un Premio Goya como Mejor Película Iberoamericana y es candidata por Colombia a los Oscar de Hollywood. Ahora podemos disfrutar de ella en el marco del BCN Film Fest.

Sinopsis
: El médico Héctor Abad Gómez, carismático líder social y hombre de familia, fue un destacado médico y activista por los derechos humanos en el Medellín polarizado y violento de los años 70. Dedicó los últimos años de su vida, hasta la misma noche en que cayó asesinado, a la defensa de los derechos humanos. El olvido que seremos es la reconstrucción amorosa, paciente y detallada de su vida, a través del recuerdo de una ciudad y de una familia.

La película es un proyecto de Caracol Televisión, realizado por Dago García Producciones, y que llegará a nuestros cines de la mano de BTeam Pictures.

Sobre la película

El Olvido que Seremos
es una de las mejores películas que hemos visto, y no nos referimos a una de las mejores películas vista este año, o a una de las mejores vista en la última década, simplemente nos referimos a esto: una de las mejores películas que hemos visto.

El reencuentro del director madrileño con Javier Cámara desde Vivir es fácil con los ojos cerrados no puede ser más entrañable. Trueba nos presenta un drama biográfico sobre la figura de Héctor Ábad Gómez, médico y profesor colombiano que entendía que la medicina va mucho más allá de recetar medicamentos y de esperar a que los pacientes acudan a tu consulta, y que entendía la medicina como un deber de Estado, quien debería procurar el bien común sanitario lejos de los intereses capitalistas. 

La película se mueve por diversos años de la vida del Dr. Ábad y su familia, años durante los cuales vemos la firma defensa de sus ideales, cómo sus posturas totalmente nobles y justas en un mundo que debería buscar la justicia y la equidad social chocan con los intereses de diferentes poderes: político, económico, religioso, etc. La cinta nos muestra también lo que conlleva la implicación de Héctor Abad en su causa, cómo repercute en su familia y en su trabajo, el sufrimiento y temor por el que pasan sus seres queridos, temor que tristemente se ve materializado con su asesinato un 25 de agosto de 1987.

Fernando Trueba nos regala una obra que será fundamental en su filmografía, una película que te hace pasar por un sinfín de emociones: alegría, ternura, miedo, repulsa, odio, incomprensión, esperanza, reivindicación, etc. Para mi, una película que te hace reír, que te hace llorar y que es capaz en sus 136 minutos de hacerte pasar prácticamente por todos los estados emocionales posibles, es una película perfecta. 

Y todo ello lo logra Trueba apoyado en varios factores. Primero, una adaptación de la novela homónima firmada por 
Héctor Abad Faciolince, realizada a cargo de su hermano, David Trueba, quien realiza también un trabajo excepcional. Segundo, con una delicada y (muy) cuidada fotografía a cargo de Sergio Iván Castaño, quien combina la fotografía en blanco y negro con la fotografía en color, dotando a la película de una imagen y luminosidad como hacía tiempo no se apreciaba en la gran pantalla. El apartado sonoro no se queda atrás, y la labor de Zbigniew Preisner es fundamental para dotar a la película del ritmo que necesita en cada momento de la misma.

Y como apartado aparte, quiero destacar la labor actoral de todo el reparto. Javier Cámara está descomunal, totalmente creíble como médico, como comprometido con la causa, y como un colombiano más; además, la película no solo quiere presentar los aspectos más comprometidos y humanitarios del personaje, sino que también muestra sus debilidades personales y sus puntos flacos de relación con su familia, con lo que el personaje se te hace más próximo y veraz. Pero es que no solo Javier está excelente, y eso es algo que cuesta encontrar en cualquier película, todas las actrices, todos los actores aportan justo lo que sus personajes necesitan, habiendo en todos y cada uno de ellos una definición y evolución perfecta de su arco actoral. Aída Morales, Patricia Tamayo, Juan Pablo UrriegoNicolás Reyes Canoson solo algunos ejemplos de lo aquí descrito, pero, quiero repetir, cualquier personaje, por pequeño que sea, está llevando a la pantalla a la perfección por su responsable interpretativo.

El Olvido que Seremos, una vuelta al cine por la puerta grande, una película que, espero, nunca caiga en ese olvido que todos seremos.

Puntuación Latidos por el cine: Excelente.

1 comentario:

  1. Veo que te ha gustado mucho. Vaya puntuación!! Creo que es la aprieta vez que pones excelente!!
    Esta no me la pierdo seguro.
    Gracias Carlos.

    ResponderEliminar

"DESPUÉS DE LA BODA" - 15 DE MAYO EN AMAZON

Te informamos del estreno en exclusiva en Amazon Prime Video de Después de la Boda , que  llegará a la plataforma el próximo sábado 15 de ma...